En la Playa contra el Racismo, en Palacio contra la Muerte

CARTELplayapriv2
Dicen que trabajar no es ninguna afrenta, que no hay trabajo del cual uno deba avergonzarse. Suena lógico, sin embargo no todo el mundo parece entenderlo así. Muchos peruanos, algunos piensan que demasiados, abandonan su patria para buscar una mejor oportunidad laboral en el extranjero, donde muchas veces realizan trabajos que ni en sus peores pesadillas hubieran hecho acá. Quizás el hecho que nadie conocido sea testigo de eso, aminora la verguenza y la baja en la autoestima que produce el realizar labores que uno sabe están muy por debajo de lo que se es capáz de hacer. Pero no es necesario salir del país para que un trabajo sea hecho en condiciones discriminatorias o de marginación.

En Lima, y balnearios, es verano; hace muchos años, hasta la década del sesenta, las playas de moda eran las de Miraflores, Barranco y Chorrillos, las de Ancón, un poco más lejanas, también. Hoy, y desde hace ya buena cantidad de veranos, la voz son las playas del sur. Dentro de la gran cantidad de playas con las que cuenta la costa cercana a Lima en esa ruta, la preferida por los limeños de mayores recursos económicos es la llamada Asia, o eishia, si prefieres decirlo en inglés, como muchos de los que veranean ahí. Este balneario se ha hecho famoso por ofrecer lo mejor para su exclusivo público, en realidad, la playa se ha transformado en una pequeña ciudad con todo lo que puede ofrecer la modernidad y la globalización, de espaldas al pueblo que una vez también solía veranear allí.

Pero recientemente, Asia se ha hecho conocida también por el trato discriminatorio y marginante hacia las llamadas “Empleadas domésticas” o “Empleadas del hogar” que se ha vuelto práctica generalizada entre las familias que las emplean. En efecto, estas trabajadoras, por ejemplo, están prohibidas de ingresar a la playa durante el día, sólo después de las 6pm se les permite el ingreso a dichas áreas. Obviamente muchos consideran que esto es injusto y no sólo éso, sino que trasluce un tufo a racismo que es casi imposible negar.

Así pues, La Mesa contra el Racismo de la Coordinadora Nacional de Derechos Humanos, conformada por diversas instituciones y personas, a través del blog Historia de un Operativo Audaz ha venido publicitando la realización de un operativo llamado “EMPLEADA AUDAZ”, que consiste en que un grupo de personas vestidas como empleadas del hogar, ingresen pacíficamente a una de las playas de la zona y se bañen en ellas. Mayor información en este post: Preguntas y respuestas sobre el operativo “EMPLEADA AUDAZ”. El mencionado operativo se realizó con todo éxito el pasado domingo y aquí pueden encontrar algunos videos y fotos. También la repercusión que el operativo tuvo en la prensa.

Como no podía ser de otra manera, varios bloggers se hicieron eco del asunto y postearon al respecto, antes y después de sucedido:

La Perra de mi Vecina… ladra muchoOperativo “Empleada Audaz”
Diseño PerúCartel a propósito del operativo “Empleada Audaz”
ZonadenoticiasUn operativo audaz
Luna antagonica: Entre cables, sueños, cemento y pielOperativo empleada audaz contra gamonalismo reload Versión 2007 3.14
PeruanistaVideo: Trabajadora del Hogar
Pospost“Empleada audaz” cambió rostro a playas de Asia y Una observación fraterna sobre el tema de Asia
El blog del morsaempleada audaz. historia tras bambalinas
El Sitio de Kinua – Kinua’s SiteVideo: Operativo Empleada audaz
Des-ubicadasEmpleada Audaz fue un exito!!!
Mi otro blogEmpleada Audaz
Desde el Tercer PisoEmpleada audaz
Pueblo VrutoOperativo PATRÓN AUDAZ
Gran Combo ClubDerecha vruta

Pero este no ha sido el único operativo de protesta que ha habido recientemente en Lima. También se realizó otro en plena Plaza de Armas de Lima en contra de la intención presidencial de re instaurar la pena de muerte para determinados delitos. La convocatoria hecha la pueden leer en: ¿Sólo la Muerte puede entrar a Palacio? y sobre como se desarrolló la cosa ya se ocuparon en el blog Desde el Tercer Piso: Solo la Muerte pudo entrar en Palacio y Protesta contra la Muerte: Ultimas Reflexiones. Y de los bloggers y demás detalles Gran Combo Club también ya posteó en Exitosa Manifestación en la Plaza de Armas y Exitosa Manifestación en la Plaza de Armas (2).

Bueno, como se ve, el año pareciera empezar con mucha actividad para la manifestación ciudadana organizada y con apoyo de los recursos de la web acá en Lima. Por mi parte este mismo post lo he publicado en versión en inglés para el público angloparlante en Global Voices como: Peru: Racism at the Beach, y para el resto del mundo hispano hablante en Voces Latinas con el mismo título: En la Playa contra el Racismo, En Palacio contra la Muerte.

Gabriel Rodriguez de DISEÑO PERÚ, es el autor de la imagen que ilustra este post.

Technorati tags: , , , ,

Publicado el 30-01-2007 - Etiquetas: , , , , , []


Compartir

Enlaces a este artículo

  1. Cargador de ataudes: Racismo y libre mercado | Globalizado
    14-03-2014 - 18:36
  2. El racismo ataca de nuevo en el Perú | Globalizado
    17-03-2014 - 9:09
  3. In Peru, Racism Strikes Again · Global Voices
    19-03-2014 - 13:51

Comentarios a este artículo

  1. Anonymous dijo:

    Los caviares vendieron y la prensa compro el que “TODOS en la playa Asia son discriminadores y abusivos”.Uds creen que los que no se sienten asi, que son la mayoria,¿ esta de acuerdo?.
    Los derechos de unos acaban donde empiezan los de los otros y al acusar, sin pruebas han vulnerado varios derechos de aquellos a los que ustedes odian.

  2. Anonymous dijo:

    Punto de vista: Expropiemos las gallinas

    “Lo que me parece inadecuado es que se focalice la protesta en una zona de la ciudad, cuando este tipo de abusos es común en todas partes”

    Por Rolando Arellano, Doctor en márketing*

    En una reunión de campesinos un dirigente pidió expropiar los tractores para ponerlos al servicio común. La gente votó de manera casi unánime para que así fuera. Luego propuso expropiar también las vacas, y la mayoría votó a favor de esa medida. Finalmente el dirigente, entusiasmado, pidió expropiar las gallinas, pero vio con sorpresa que todos se opusieron. ¿La razón? Que casi nadie tenía tractores, solo algunos tenían vacas, pero ¡todos tenían gallinas! La operación Empleada Audaz, llevada a cabo en el balneario de Asia el pasado fin de semana, me hizo recordar esta anécdota.

    Debo señalar primero que concuerdo con el objetivo de luchar contra el racismo en nuestro país, aunque insisto, como lo he dicho en otros artículos, que más que racismo puro, en el Perú existe discriminación económica, que ‘cholea’ al pobre y ‘blanquea’ al rico. Me parece, además, conveniente que exista un movimiento para mostrar que el servicio doméstico es un trabajo que no implica per se un estatus social menor a cualquier otro oficio. Creo, también, que es muy importante penalizar cualquier tipo de discriminación, como la de impedir que alguien utilice bienes sociales o comunes –playa, iglesia o discoteca– en razón de su aspecto o su oficio. Lo que me parece inadecuado es que se focalice esta protesta en una zona específica de la ciudad, cuando ese tipo de abusos es muy común en todas partes.

    Así, sería mucho más sano y eficiente para la causa del servicio doméstico que se plantee una actividad que toque a muchas de las casi 200 mil familias limeñas –de todos los niveles sociales– que tienen empleadas y que, consciente o inconscientemente, las explotan, menosprecian o degradan.

    Me hubiera gustado, por ejemplo, que propusieran que en todos los hogares se les dé un horario de trabajo aceptable, que reciban un sueldo decoroso y adecuado a su esfuerzo, o que dispongan de tiempo libre para realizar estudios. Más aun, aunque no estoy seguro de su efecto práctico, hubieran llamado la atención mediática si plantearan que el uso de uniforme les sea un elemento discrecional. En lugar de ello, prefirieron ir a Asia a pedir que se les permita bañarse en el mar, probablemente sin preguntarles si eso les parecía una reivindicación importante, dejando entrever quizá que el maltrato es solo un problema de ricos, y que no importa por ejemplo que en Lince, Miraflores o Comas se les pague menos del sueldo mínimo por 80 horas de trabajo a la semana.

    En fin, apruebo toda manifestación contra el maltrato a las personas, pero sabiendo que el problema rebasa largamente a las dos mil familias del balneario, el ver activistas protestando allí por ese tema me parece una falta de sentido práctico. A menos que su protesta en Asia tenga más que ver con el hecho de que muchos tienen ‘gallinas’, pero es más fácil ‘expropiar’ las ‘vacas’ de los pocos que las tienen en el sur de Lima.

    *CENTRUM CATÓLICA / ARELLANO MÁRKETING, INVESTIGACIÓN Y CONSULTORÍA

Comenta!